Star Conflict: lo bueno y lo malo

Star Conflict es un shooter MMO especial en el que los jugadores combaten como pilotos de su propia nave en distintas localizaciones, completando misiones y obteniendo los recursos necesarios para mejorar sus vehículos. Veamos qué es lo bueno y lo malo que ofrece.

LO BUENO

Gráficos espectaculares – con modelos de naves detallados, texturas maravillosas y efectos visuales increíbles, el juego cuenta con un apartado gráfico envidiable. Da la impresión de que el jugador estuviese dentro de una película.

Modos de juego PvP instanciados – con seis modos de juego PvP, los jugadores pueden disfrutar de partidas variadas en las que disfrutar del estilo de combate arcade que Star Conflict ofrece.

Espacio abierto – En lo referente al PvE, Star Conflict ofrece un universo abierto en el que completar misiones, recolectar recursos y, por supuesto, combatir contra otros jugadores.

Personalización – a medida que se sube de nivel, se consigue acceso a módulos y tecnologías para personalizar el estilo de juego de las distintas naves. Cuanto más alto sea el nivel, más opciones estrategias hay.

Conquista de sectores - la galaxia se divide en docenas de sector que las corporaciones de jugadores (clan) pueden conquistar en la guerra de tres facciones. Controlar sectores otorga ciertos beneficios.

LO MALO

Grind – el número de partidas que un jugador necesita completar para conseguir partes con las que construir las naves de tier alto es excesivamente alto, lo que implica cientos de horas de juego. El jugador casual no tiene muchas opciones en comparación con uno que dedique más tiempo (a menos que esté dispuesto a invertir dinero real).

Sistema de emparejamiento – las esperas entre partidas pueden ser muy largas, y estas generalmente están llenas de jugadores de alto nivel que dominan por completo el escenario o por bots controlados por la IA (y estos no son particularmente buenos jugadores).

Nuevas naves – las naves que se incorporan al juego siempre son muchísimo más poderosas que las demás. Ocurrió con los Destructores y está ocurriendo con la incorporación más reciente: las naves alienígenas.

Nerfs – en relación con el apartado anterior, estas nuevas naves requieren una altísima cantidad de recursos y para cuando una gran parte de jugadores se hace con ellas, su poder se ve ampliamente reducido con una actualización.

Tiers – el paso de un tier de naves a otro no es nada sencillo. Para subir de nivel se requiere experiencia, que se consigue haciendo daño y capturando objetivos, entre otras cosas. Lograr esto no es fácil cuando se comienza a jugar en tier nuevo con naves nuevas que son más “débiles” que las naves de los otros jugadores con naves del mismo tier.

Estos los aspectos positivos y negativos que nosotros destacaríamos de Star Conflict. ¿Estáis de acuerdo? ¿Añadiríais alguna cosa? Dejadnoslo saber con un comentario en la parte inferior.

 

star-conflict-good-bad-image