El FBI y NCsoft abortan una operación informática fraudulenta

Agentes del FBI trabajando en conjunción con NCsoft Norteamérica han desbaratado una operación informática que estaba obteniendo beneficios proporcionando un servicio fraudulento a sus jugadores. La operación fue abortada tras numerosas investigaciones y entrevistas en varias ciudades desde California a Virginia. Varias órdenes de registro federales se llevaron a cabo con los responsables de L2Extreme, que también fueron interrogados durante la investigación. L2Extreme estaba proporcionando a sus usuarios un servicio no autorizado y códigos para uno de los juegos online de NCsoft, Lineage® II. Dichas órdenes sirvieron a los oficiales para detener el funcionamiento de L2Extreme y para también obtener otras pruebas a lo largo de la operación.


El FBI calcula que L2Extreme tenía hasta 50.000 usuarios activos. Por su parte, NCsoft estima que las pérdidas económicas y los daños por culpa de esta operación han costado a la empresa varios millones de dólares al año. Según había anunciado L2Extreme en su página, www.l2extreme.com, más de medio millón de jugadores estaban registrados. “Operaciones como ésta suponen un fraude a los consumidores y a empresas como NCsoft”, afirmó Matt Esber, abogado de NCsoft Norteamérica. “A la larga, las pérdidas que provocan tienen un fuerte impacto en la atención al cliente, la creación de productos, áreas comerciales y sobre todo en la comunidad de jugadores, muchos de los cuales quieren jugar de forma legítima. En particular, este grupo estaba descargando nuestra versión de Lineage II de nuestros servidores, lo que ha supuesto una pérdida de alrededor de un millón de dólares en costes de ancho de banda mientras estaba en funcionamiento el servicio.”


“Hemos realizado esta operación porque creemos firmemente en defender los derechos de la propiedad intelectual, algo que cuesta mucho crear. Estamos muy agradecidos al FBI por haber trabajado con tanta efectividad por desbaratar esta operación y queremos que nuestros clientes sepan que seguiremos luchando contra operaciones similares a fin de mantener la integridad de todos los juegos de NCsoft.”
La investigación contra L2Extreme sigue abierta.